jueves, 21 de marzo de 2013

DUENDE DEL SUR




Me encontré con tu amor por casualidad,cuando caminaba por la vida sin destino
Me iluminó tu luz con tanta intensidad que me cegó y no podía ver nada
Más no me dio miedo mi ceguera y a tientas palpé tus delicias
Me ocupaste tan entera, que no quedó en mi un sitio donde no estuvieras
Me hiciste tuya con tanta pasión, que no hubo noche que no extrañara tu cuerpo
Me besaste con tanta ternura, que duermo pegada al sueño de tus labios
Y en noches como esta, que estás tan lejos que la añoranza cruje en mis oídos, 
sólo puedo pensar en en volver a tenerte, 
sólo una vez más, luego te olvido, me digo

Te elegí entre millones porqué me hiciste feliz 
Me pierdo en palabras y no puedo explicar porqué te amé, 
porqué quizás aún hoy te amo

Sólo sé del gozo, el gozo loco cuanto te vi y mi angustia cuando te perdí 
Como explicarte la paz que sentía cuando me mirabas, aún sin verme

!Cuanto te anhelé y cuanto me faltaste!

Como escuecen mis manos de ganas de recorrer tu piel, 
Como me recreo imaginándote desnudo en mi cama 
Como cobraba vida mi cuerpo al unirse al tuyo

El placer corriendo por mis venas 
Enredada contigo, por dentro, por fuera 
Plena y agradecida por haberte encontrado  
Mi cómplice en un roce, un gesto, una sonrisa 
Me entregué y no te entregaste 
Compartí y te lo llevaste todo

Fui rica contigo porqué hallé mil riquezas dentro tuyo 
Es duro aceptar que te alejaste para siempre 
Aunque nunca quise retenerte 
Mi manera de ser siempre fue diferente 
Me quedo con lo que tuve 
Con lo que me hiciste sentir
Fue especial quererte y no puedo más que agradecerte

Ya puedes marchar, vete


No hay comentarios:

Publicar un comentario