viernes, 19 de febrero de 2016

!AY AMOR!






Nada calma la ferocidad de mi deseo más carnal
Ni siquiera los crujidos de tu alma de metal
Son mis ansias de tenerte
Una locura sideral
Que estremecen las montañas
Con un eco singular



!Ay amor!
!Ay dolor!
Quiéreme, porqué me duele
Ámame hasta el final

Aguas frías se deslizan por los valles de tu mar
Son tan lisas tus colinas que impiden caminar
No suplico tu clemencia
Soy consciente de mi paz
No he venido a tu castillo
Nunca te quise asaltar




!Ay amor!
!Ay dolor!
Quiéreme aunque te duela
Ámame hasta el final


Dime lo que quieras
menos disculpas


10 comentarios:

  1. desesperación vuelta poesía
    muy bien,
    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Omar. Me alegro que te guste y te tramita. Besos

      Eliminar
  2. Breve pero hermoso, más hermoso que breve. Me quedo pensando en la línea final, y en lo que su significado encierra: ¿lisas=predecibles? ¿lisas=sin futuro, desiertas? Seguiré pensando...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola profe, tras leerte me di cuneta que era un poema inacabado, supongo que como mis historias, así que decidí añadir algún verso más que marcara un final, algo abierta, ya me conoces. eso de cerrar puertas, no es lo mío. besotes mi niño

      Eliminar
    2. Para nada necesitaba alargamiento, y el final abierto era muy sugerente. Ahora el final está cerrado, no así la súplica ni el destino de quien suplica. Precioso igualmente. Besos y feliz semana.

      Eliminar
    3. Gracias profe, no cambió mucho la óptica, sigue ambiguo ;)
      Feliz semana a ti también. Besitos

      Eliminar
  3. Breve y conciso. Y a mi que tamién me dejas en las colinas lisas...magnífico como de costumbre Amparo...Feliz fin de semana!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Jordi, como le decía a Javi, añadí algún verso más para no dejaros en ascuas. ;). Aunque adoro la ambigüedad. Besos poeta

      Eliminar